Conmemoración del 250 Aniversario del Circo Moderno 1768-2018

¿Pueden hacer arte los animales?
Aprovechando la celebración del 250 Aniversario de la creación del Circo Moderno, esta exposición quiere ser una reivindicación del Circo como un Arte en continua evolución, un Arte que desafía las leyes de la gravedad y las de la lógica, un Arte popular que emociona y asombra, un Arte que, hoy en día, es una de las artes escénicas más innovadora y vanguardista, un Arte, en definitiva, que quiere ser protagonista de la escena en este siglo XXI que acaba de comenzar.

Página en Facebook El Grupo @MadridGratis

La exposición es una muestra del gran universo circense dividida en cuatro bloques: carteles del Price del siglo XIX, carteles de cine con sabor circense, payasos españoles del siglo XX y recuerdos de la pista y sus artistas. Una pequeña muestra de lo que el Circo es capaz.

Carteles del circo de Price en el siglo XIX
Gracias al trabajo de la Biblioteca Nacional de España podemos disfrutar de esta magnífica colección de reproducciones de carteles del siglo XIX del Circo de Price.

Con esta muestra queremos reivindicar el sonoro y castizo PRICE —suena como se escribe—, que españoliza el apellido del jinete emprendedor, el irlandés Thomas Price que tuvo la maravillosa idea de levantar un circo estable en la ciudad de Madrid.

Los carteles dan cuenta —son como libros, son carteles para leer— de muchas hazañas acrobáticas y proezas atléticas. También nos ayudan a rescatar del olvido nombres y apellidos de artistas de lustre circense, como si de carteles de corridas de toros se tratase.

Cine y Circo. Desde siempre el circo ha sido un lugar común de inspiración para artistas de toda índole. Escritores, poetas, pensadores, pintores, escenógrafos, compositores, escultores, etc., han encontrado en el circo el imaginario de su inquietud artística y el contenedor de mil historias aún por contar.

Payasos españoles del siglo XX Los payasos españoles siempre han sido muy solicitados en las pistas de circo internacionales. Será por nuestro natural desparpajo, nuestra cercanía con lo ridículo o por nuestro marcado y divertido acento al hablar otros idiomas, pero el caso es que los payasos españoles —madrileños muchos de ellos— pisan, todavía hoy, con seguridad y mucha gracia las pistas y escenarios de todo el mundo.

Centro Cultural Casa del Reloj (Arganzuela) 6 eventos
Pº de la Chopera Metro Legazpi (líneas 3, 6) Bus 62, 6, 78, 148