Quinta de los Molinos. Parque histórico con encanto rural y paisajístico

La Quinta de los Molinos es un paraje natural lleno de encanto en el casco urbano madrileño. Está dividida en dos secciones, una paisajística, y otra rural-agrícola. Estamos en un parque histórico que merece una visita y abre en estos días sus puertas de 6:30 a 22 horas coinciidendo además con la floración de los almendros, lo que puede ser un sustituto para el cierre del parque del Retiro decretado por el Ayuntameinto en esta Semana Santa de 2018.

Página en Facebook El Grupo @MadridGratis

El origen de esta quinta se remonta a comienzos del siglo XX, Don César Cort Botí, un prestigioso ingeniero y arquitecto, catedrátido, académico y concejal del Ayuntamiento de Madrid, era un admirador y amigo del urbanista y arquitecto Arturo Soria. César Cort desarrolló diversas teorías urbanísticas sobre el tránsito de la ciudad al campo que plasmó en varias publicaciones.

A lo largo del siglo XX la finca se amplió con la adquisición de diversas parcelas y en la actualidad alcanza unos 300.000 metros cuadrados. De forma paralela se edificaron diversos palacetes y otros edificios como la llamada Casa del Reloj. En 1978 muere el Sr. Cort y los herederos alcanzan un acuerdo con el Ayuntamiento de Madrid en 1982, por el cual 21 ha. de la finca pasan a ser patrimonio municipal.

El Parque Quinta de los Molinos está catalogado como Parque Histórico por el Plan General de Ordenación Urbana de Madrid de 1997.

Entre los árboles del parque destacan los almendros, los pinos, cipreses y otras coníferas que demarcan los cuarteles en que se aparcela el suleo para los cultivos. Destacan también las rosas, los lirios lilos y artemisas.

Parque de la Quinta del Capricho. M Suanzes (L 5)Bus 77, 104, 105, L5